8 maneras de mantenerte en forma cuando estás estresado

8 maneras de mantenerte en forma cuando estás estresado

Te recomendamos también leer:

No siempre podemos tener el momento “perfecto” o la situación ideal que nos permita llevar exitosamente una dieta saludable. En ocasiones se nos atraviesan compromisos sociales, festividades o momentos de estrés. Si nos esperamos a vivir sin contratiempos para comenzar un programa de pérdida de peso, nos quedaremos esperando eternamente. Por el contrario, si tú ya llevas una dieta saludable y estás viviendo momentos de estrés y tienes miedo de “caer” en tentaciones,  te invitamos a que continúes leyendo y que conozcas unas formas sencillas de mantenerte en forma cuando estás estresado.

  1. El ejercicio puede ser tu aliado. Por falta de tiempo o por darle prioridad a otras cosas, dejamos el ejercicio al final, como si no fuera lo más importante. Tal vez tienes mucho trabajo, un proyecto que terminar, exámenes, etc., que te impiden ir al ejercicio. Nosotros te recomendamos que aunque sea media hora, te des el tiempo de hacer algo de ejercicio. Te llenarás de energía y te sentirás mucho más relajado.
  2. Respiraciones. También tomarte unos minutos para hacer ejercicios de respiración pueden significar una gran diferencia. Puedes recostarte en el suelo, colocar tus manos en la parte baja del abdomen, inhala por la nariz y ve como tu abdomen se expande, sostén el aire unos segundos y después exhala por la boca, también observando como tu abdomen se contrae. Realiza cinco ejercicios de respiración.
  3. Ten a la mano alimentos saludables. Cuando nos sentimos estresados y recurrimos a la comida, generalmente terminamos comiendo alimentos altos en calorías que al final nos dejarán más ansiosos. Algunas personas para calmar su estrés y ansiedad, les gusta estar “picando” y masticando alimentos. Si es tu caso, pica verduras como el pepino, el apio, la zanahoria, que te ayudarán a relajarte, sin aumentar el consumo de calorías.
  4. Evita el azúcar. La mayoría de nosotros recurrimos a comer alimentos altos en azúcar cuando nos sentimos estresados. Helado, dulces, pan, chocolates, frituras, etc., El azúcar solamente empeorará tu estrés y también tendrá repercusiones en la circunferencia de tu cintura.
  5. Bebe un té relajante. Bébelo como si fuera agua. Puede ser una mezcla relajante (casi siempre tienen lavanda, manzanilla, flor de azahar, pasiflora, tila, etc.,).
  6. Estiramientos. Si pasas mucho tiempo sentado o en una misma postura, tus músculos se tensarán y eso te provocará mayor estrés. Levántate, estira tu espalda, cuello, brazos y después vuelve a lo que estabas haciendo.
  7. Caminata. Caminar es un ejercicio de bajo impacto que nos ayuda a relajarnos y a entrar en contacto con uno mismo. Si tienes un parque cerca de tu casa o trabajo, regálate media hora para ir a caminar y a entrar en contacto con la naturaleza.
  8. Evita las bebidas estimulantes. Si necesitamos mantenernos despiertos o alertas, recurrimos a las bebidas estimulantes como el café. Por supuesto que te ayudarán a mantenerte alerta, pero tus niveles de estrés no bajarán y caeremos en un círculo difícil de romper. Mejor bebe agua natural o té.

 

Te recomendamos también leer: