Beneficios de entrenar por las mañanas

Beneficios de entrenar por las mañanas

Te recomendamos también leer:

Hacer ejercicio representa un beneficio para nuestra salud. Muchas veces nos preguntamos si es mejor entrenar por las mañanas o por la tarde, sin embargo, depende de muchos factores, como si eres una persona más diurna que nocturna, o si tienes que trabajar muy temprano por la mañana. Lo que si podemos decirte, es que existen varios beneficios de entrenar por la mañana, que si estás por decidirte a la hora que vas a hacer ejercicio, te recomendamos que tomes en cuenta los siguientes puntos y te decidas entrenar por las mañanas:

  1. Quemarás más calorías durante el día. Si realizas ejercicio correctamente por las mañanas, tienes el beneficio de poder quemar calorías durante el resto del día. Para esto, divide tu rutina en ejercicios de intervalos de alta intensidad, junto con trabajo muscular. O realiza una combinación de cardio con pesas, ¡quemarás el doble de calorías!
  2. Menos conflicto de horarios. Si te organizas correctamente, por las mañanas generalmente tenemos menos compromisos que a medio día, por la tarde o noche. Si estableces un horario para ejercitarte por la mañana, será más difícil que algo (el tráfico, la comida con tus amigos, el trabajo que no terminaste, etc.,) se interponga.
  3. Tienes más energía y estás más alegre. Cuando nos ejercitamos, nuestro cuerpo segrega endorfinas, la hormona de la felicidad. Si tu inicias tu día haciendo ejercicio, tendrás más energía y estarás más contento durante el resto del día.
  4. Inicias cumpliendo una meta. El iniciar tu día haciendo ejercicio, nos brinda una sensación de logro que se puede expandir a otras áreas de tu vida. Hiciste ejercicio, ya cumpliste tu primer objetivo del día. Esta sensación te puede ayudar a lograr otros objetivos como comer mejor, terminar un trabajo, mejorar tus relaciones, etc.,
  5. Estás más despierto. Tomarás mejores decisiones, tu cerebro estará más alerta y resolverás más fácilmente tus  problemas. Todo lo anterior, solo por haber realizado tu rutina de ejercicio por la mañana.
  6. Tienes todo el día libre. Alguna vez te sentiste frustrado por no haber realizado tu rutina de ejercicio por ir a cenar con unos amigos o por el contrario, extrañaste ir con tus amigos por haber ido a realizar tu ejercicio. Todos estos conflictos se pueden acabar cuando realizas ejercicio por la mañana. Prácticamente tienes tu día libre para realizar otras cosas, además de que ya cumpliste con tu rutina de entrenamiento.

Tips para no fallar al levantarte por las mañanas y ejercitarte:

  1. Duérmete temprano. Establece un horario para irte a dormir que sea cómodo para ti. Toma en cuenta que debes de dormir por lo menos siete horas diariamente y que de preferencia debes de irte a dormir y despertarte siempre a la misma hora.
  2. Prepara todo lo que utilizarás para tu entrenamiento.  Deja lista la noche anterior tu ropa deportiva y maleta de ejercicio con todo lo que vayas a utilizar. De esta forma no existirá el pretexto de no tener el equipo adecuado para ejercitarte.
  3. Come algo ligero antes de entrenar. Muchas personas entrenan con el estomago vacío. Si realizas esta práctica de manera correcta y no tienes ningún problema de salud (diabetes, gastritis, presión alta o bajas, entre otras) te puede ayudar a perder la llamada “grasa terca” esa que es más difícil de desaparecer. Pero si lo que buscas es mejorar tu salud, lo más recomendable es que comas algo ligero antes de entrenar. Considera levantarte veinte minutos antes de tu entrenamiento para que puedas comer o tomar algo antes de ejercitarte.

 

Te recomendamos también leer: