Salte de tu zona de comfort y logra lo imposible

Salte de tu zona de comfort y logra lo imposible

Te recomendamos también leer:

Seguramente te han dicho que para lograr lo imposible, debemos de esforzarnos y dar el máximo de nosotros mismos. Algunos dicen, salirte de tu zona de comfort. Pero, ¿Qué es la zona de comfort? Es aquella en donde no sentimos ansiedad, nos sentimos cómodos y seguros. Realizar la misma actividad, esa que ya conocemos y que estamos familiarizados o ir a los mismos lugares o ver a las mismas personas. Pero quedarnos en nuestra zona de comfort a corto plazo nos dará tranquilidad, pero a largo plazo nos apartará de vivir la vida al máximo.

Salirte de tu zona de comfort es lo que te hará crecer, aprender nuevas cosas y superarte. Pero no tiene que ser un tormento el salirte, tiene que representarte una ansiedad manejable, ya que de otra forma, el cambio de estar en tu zona de comfort a una zona de ansiedad extrema puede ocasionarte que te encierres más en esa zona conocida y no quieras experimentar cosas nuevas.

Aquí te presentamos algunos consejos para que puedas salirte de tu zona de comfort y vivir la vida al máximo.

  1. Sentir miedo es natural. Todos sentimos miedo a lo desconocido, es un instinto de supervivencia. Hasta la persona más valiente que conozcas, siente miedo. La única diferencia es que reconoce ese miedo y se enfrenta a el. Si te quedas paralizado, el miedo nunca desaparecerá, al contrario, se hará más grande. Cuando sientas miedo de hacer algo, respira profundamente y de todos modos hazlo.
  2. No darnos excusas. A veces nos decimos unas excusas a nosotros mismos tan claras y convincentes que hasta nos las llegamos a creer. Deja de ponerte excusas ya que lo único que lograrás es evitar tu crecimiento personal.
  3. Aprende a lidiar con la incomodidad. A nuestro cerebro le gustan los caminos conocidos. Cuando estamos aprendiendo algo nuevo, enfrentándonos a una situación desconocida, es decir, saliendo de nuestra zona de comfort, puede llegar a ser muy incómodo. Si aprendemos a lidiar con la incomodidad, nuestra zona de comfort se hará cada vez más pequeña, hasta que cada día nos atrevamos a realizar cosas nuevas sin sentirnos incómodos.
  4. Nada es error, todo aprendizaje. El miedo a equivocarnos es un sentimiento que nos mantiene en nuestra zona de comfort. No nos atrevemos a probar cosas nuevas por miedo al “que dirán” o por miedo a equivocarnos. Cuando dejamos de ver los errores como errores y los comenzamos a ver como una experiencia más de aprendizaje, nos atreveremos a realizar cosas nuevas y a salirnos de nuestra zona de comfort.
  5. Da pasos pequeños. Si estas aprendiendo algo nuevo o te estás atreviendo a salir de tu zona de comfort, no te exijas demasiado al principio. Ten mucha paciencia y da pasos pequeños. Aprende, aprende y aprende más.

Te recomendamos también leer: